¿Eres una Bruja?
Por Inelia Ahumada 2001

Muchas mujeres y hombres tienen memorias del futuro, sienten cuando el peligro está cerca, saben cuando alguien les va a llamar por teléfono o simplemente leen el pensamiento de otras personas. Este tipo de personas hubiesen sido en tiempos ya lejanos los aprendices de las Curanderas, Chaman, Brujas del pueblo. ¿Porqué? Porque tenían lo que se necesitaba para danzar entre las dimensiones.
Los Brujos siempre nos hemos sentido diferente al mundo, siempre tenemos la sensación de que podemos ver más allá de la realidad material. Nuestra religión nativa no nos satisface, buscamos respuestas a preguntas que ninguna persona nos puede responder.
En este E-Libro te voy a enseñar lo que he aprendido sobre lo que forma a una bruja o un brujo del siglo XXI.
Debido a la temática de este e-libro, y por falta de una alternativa que incluya ambos géneros, usaré el genero femenino como general, esto no excluye a los Brujos.

 

© 2001 Inelia. Ahumada Reservados todos los derechos. Este libro puede ser reproducido en cualquier formato siempre y cuando incluya este mensaje. Cualquier reproducción de este libro o parte de el sin este mensaje será considerado un robo y tratado como este crimen bajo la Ley. www.inelia.com



I
Vivimos en este siglo


Lo peor que le puede pasar a un Brujo o Bruja es vivir en la ignorancia, porque cuando esto sucede generalmente terminan dentro de las paredes de hospitales psiquiátricos, o como caza fácil de cultos o individuos manipulantes.
Cuando visitaba a un amigo internado en uno de estos hospitales debido a una crisis personal, sentí la presencia de otra Bruja, miré a mi alrededor y vi a una joven, tendría unos diecinueve años, sentada con un grupo de pacientes. Mientras la observaba mi amigo me dijo, "pobre chica, piensa que es una bruja."
"El problema," le contesté, "es que si lo es, ella es una Bruja."
Mi amigo me miró desconcertado, se rió y me dijo que la chica estaba simplemente chiflada.
Esto ocurrió en el amanecer del nuevo milenio.
Esta chica creció dentro de una familia y una sociedad que ignoraban completamente lo sano que eran de sus dones. En otro tiempo, en otro lugar ella se hubiese convertido en una Curandera, o le hubiesen quemado en la hoguera.
No había nada que pudiese hacer por ella, estaba ya demasiado "loca" para ayudarle. Solo puedo rezar y enviarle energía para que ella salga de la oscuridad y pueda encontrar su camino nuevamente, para que se ponga fuerte y encuentre las herramientas para poder ser ella misma, pueda usar sus dones y pueda sobrevivir en nuestra sociedad.
¿Cómo podemos reconocer que somos Brujas? ¿Cómo podemos reconocer a otras Brujas?

Una Bruja me dijo una vez, "cualquier mujer que muestra un miedo o fascinación acentuada por el fuego fue quemada en la hoguera en otra vida. Una vez Bruja, siempre una Bruja."
Esto puede ser verdad, muchos piensan que nuestras habilidades e intereses son el resultado de vidas anteriores. Incluso llegan a pensar que toda la gente con las que hacemos contacto las elegimos para aprender algo en esta vida.
También es verdad que todos hemos escuchado lo que le pasa a las Brujas y los Brujos, desde pequeños nos enseñan que la Magia es mala y que de alguna forma u otra quemaremos por ello. Todo niño y niña aprende lo que les puede pasar a las personas que practican la Magia.
Por supuesto que no todo arsonista es un Brujo, ni mucho menos, pero sí hay características que nos separan de las demás personas. Características que nos da la habilidad de reconocernos entre nosotros.
La pista principal es el interés por lo Mágico y la decisión de estudiar el Oculto.
Bueno, en un tono menos serio, todo el mundo "sabe" que las Brujas y Brujos se visten de negro, ellas tienen el pelo largo y negro, ellos largo y gris, ellas se pintan las uñas de color negro y son terriblemente hermosas o terriblemente feas. Ambos son pálidos de tez, seguramente por leer demasiado, no tomar suficiente aire fresco y no hacer suficiente ejercicio. También nos encuentras con ropa morada o verde y joyas de plata, otras de nosotras usamos ropa arcoiris y olemos a incienso. Un pentagrama colgado del cuello es buena señal. Eso si que los hombres entre nosotros no tienen tan buen gusto del vestido, prefieren el gris y una barba en lugar a la crema de afeitar.
También tenemos la reputación de preferir el campo a la ciudad.
Pero conozco a una Bruja que usa ropa normal, se tiñe el pelo rubio, vive en una urbanización y se dedica a sus Brujerías entre cocinar la cena para los niños y planchar las camisas de su marido. ¿Qué la convierte en Bruja? Simplemente mucho trabajo.
Muchas personas pueden ser sensitivos a su entorno, a la gente a su alrededor, a las energías y entidades que fluyen cerca, a la naturaleza, a lo mejor se visten de negro y usan pentagramas, pero se requiere mucho estudio, practica y trabajo para convertirse en una Bruja o un Brujo.


II
Encontrar el sendero


Aunque muchas personas han nacido con habilidades psíquicas o esotéricas, no todos reconocen esas habilidades, y menos de ellos las desarrollan. Para ser una Bruja o un Brujo la persona necesita un alma buscadora, un gran deseo de aprender y la capacidad para atraer información, sabiduría y profesores correctos a la hora correcta.
También necesitan querer ser un Brujo o una Bruja.
Personalmente desde pequeña siempre me sentí diferente a la otras personas. En ocasiones sabía lo que les sucedería, podía encontrar objetos perdidos, hablaba con parientes difuntos y todas las noches me caía hacia el techo.
Mi madre y sus hermanas venían de una larga tradición de Curanderas populares, ellas eran las personas que curaban a los niños del mal de ojo, del empacho y de corazones rotos. Pero incluso para ellas yo era un bicho raro, les asustaba el hecho que hablase con gente invisible o que les dijera que su marido se iría de casa ese día y no regresaría jamás, o que les contestara a preguntas que todavía no articulaban.
Al hacerme mayor las diferencias se hicieron más marcadas y pude haber terminado como la niña del hospital psiquiátrico, pero circunstancias sociales me obligaron a dejar mi entorno familiar a los siete años. Desde esa edad viajé y viví en muchos sitios, esto me dio una educación sobre el carácter humano indispensable. También me dio las herramientas para poder sobrevivir con mis habilidades sin llamar la atención de nadie. Pero fui demasiado lejos y llegué a negar todo lo psíquico de mi persona, esto fue una decisión terrible pues interné mis poderes y mi lado oscuro creció, se hizo poderoso en mi vida, trayéndome mucho sufrimiento y desesperación.
Seguí el camino de negación por diez terribles años, en este tiempo de vez en cuando buscaba libros o leía revistas sobre el oculto, ovnis, magia, pero lo descartaba todo como tonterías.
Un día regresé a mis raíces y la hermana menor de mi madre me comenzó a enseñar Magia. Cuando yo era pequeña esta tía siempre me daba ánimo para seguir el sendero oculto, me decía que había mas gente como yo y que debería estudiarlo, ahora, adulta, regresaba para que ella me devolviera al sendero de la Magia. Hablábamos horas y horas, le decía lo que me sucedía y ella me explicaba lo que era, me regaló mi primer libro de Magia "La Magia de los Cuatro Elementos" de Scott Cunningham, y me visitaba regularmente para que no lo dejara atrás. Absorbí todo lo que me enseño y sigue enseñando, y emprendí en el camino a todo correr.
Con el invento del Internet aprendí que no estaba sola, que hay miles de personas en el mundo como yo, y que algunas de estas personas se llaman a si mismas "Brujas."
Al mismo tiempo y en otro país mi hermana también comenzaba su camino en el sendero de la Magia. Se puede decir que fue una de esas "casualidad mágicas" de la vida. Ahora estudiamos juntas, compartimos nuestra sabiduría y gozamos de los resultados.
Yo no me llamo bruja, pero es mi decisión.
Bueno, si le tienes miedo al fuego, usas ropa negra, morada, verde o gris y joyas de plata tu inconsciente te está tratando de decir algo. Y al ver que estas leyendo este e-libro parece ser que has escuchado a tu inconsciente y te estás informando sobre lo que puedes ser.
¡Una Bruja!

III
¿Hada Madrina o Bruja Malvada?


La cultura popular nos enseña que hay dos tipos de Bruja, la Bruja buena y la Bruja mala. La Bruja buena practica la Magia Blanca y la Bruja mala practica la Magia Negra.
Como vivimos en una sociedad dualística esta es una forma natural de pensar, negro y blanco, yin y yang, hombre y mujer, Este y Oeste. Pero esta forma de pensar es demasiada limitada con respecto a las Brujas. Aquí hay algunos ejemplos de los tipos de Brujas y Brujos que encontrarás en tu camino.


La Bruja Blanca
Las Brujas Blancas no son necesariamente blanca de raza, pueden ser de cualquier raza. Son políticamente correctas a lo extremo. Están a la vanguardia de los derechos humanos, religiosos y paganos, y tienen los Web más informativos y amistosos del Internet. No cobran por sus hechizos o consultas, son activas en los festivales Paganos y pueden ser identificadas por amistad y fe en el ser humano. Las que ponen el pan en la mesa usando sus habilidades cobran por sus servicios pero solo hacen magia blanca o videncia, cartomancia etc., no harán magia negra por ningún precio.
Se adhieren a la Rede en toda situación, nunca harían un hechizo de amor o de amarradura a otra persona y son una buena fuente de información sobre la Magia.


La Bruja Negra
Como la Bruja Blanca, la Negra puede ser de cualquier raza. Su característica más distinguible es su habilidad de encontrar males hechos en sus clientes por terceras personas, los cuales necesitan una gran cantidad de dinero para ser neutralizados. Te cobrarán por cualquier hechizo sea bueno o malo, y no tienen ningún inconveniente en embrujar a tu jefe para que se le caiga el pelo. La forma más fácil de encontrarlas es mirando tu revista esotérica local, ellas y ellos son los que avisan poder "traerlo de vuelta a tu lado" "hacer que te ame y no te abandone jamás."
La adoración al Satán no es parte de la Magia Negra, ni de cualquier tipo de Magia, es una creencia Cristiana y por ello los que se dedican a esto no son considerados parte de la comunidad Pagana, no son Brujos.


La Bruja Wicca
Wicca es una religión basada en la Diosa y su consorte el Dios. Esta Bruja puede ser de cualquier forma, puede ser amistosa o antipática, se le requiere seguir la Rede pero en ciertas circunstancias no lo hace. Generalmente trabaja en grupos llamados Covens y siguen la Magia Ritual. Wicca puede ser basada en muchas tradiciones, las más populares son las Celta, Egipta, Griega o Ecléctica (basada en varias tradiciones).


La Bruja Solitaria
Como el Lobo solitario, la Bruja Solitaria tiene que salir a luz del día en algún punto de su vida, aunque simplemente sea para compara notas con otras Brujas Solitarias en los forums del Internet. Generalmente son enciclopedias andantes de la Magia y todas sus formas y practicas, posiblemente las han tratado todas. Detestan a los Conejitos Bonitos o en inglés Fluffy Bunnies, otro tipo de Bruja. No es común encontrarlos en festivales Paganos o en Covens, auque si los puedes encontrar en librerías de segunda mano mirando la sección esotérica en busca de algún libro que nadie conoce. Si quieres aprender rápido hazte amiga de una Bruja Solitaria, pero ten en cuenta que son criaturas sospechosas y tomarán su tiempo antes de darte su nombre y dirección real, aunque seguramente nunca lo harán.


La Bruja del Caos
La Bruja del Caos, o Kaos, raramente se organiza en grupos ya que el solo hecho de organizarse con otras personas va en contra de sus creencias. La Magia del Caos está basada en la voluntad personal y rechazan cualquier personificación de la energía como dioses, espíritus etc., basada también en la teoría del vuelo de mariposa, que causa una tempestad en el otro lado del mundo. Aunque algunos grupos si se han formado, no aceptan la dependencia y al fin del día cada uno tiene que hacer su propia cosa. Los puedes reconocer por su agresividad en discusiones sobre la Magia y su negación a la conformación de cualquier regla o ley como la de la Rede. Una de sus mayores herramientas es la energía generada en el orgasmo.

La Bruja Curandera
Hoy en día las Brujas Curanderas son en general Cristianas en su religión y dedicadas a la medicina tradicional de pueblos indígenas de las Américas. Aunque las menciono aquí no se identifican con la Magia ni con ser Bruja, un termino que rechazan y creen maligno. Técnicamente no pertenecen a esta lista, pero en todo otro respecto son Brujas.


La Bruja Fluffy Bunny o Conejito Bonito
Esta Bruja es muy dedicada a todo tema esotérico, conoce personalmente a por lo menos un Ángel y se comunican personalmente con la Diosa y el Dios su consorte, forman grupos y Covens con mucho entusiasmo y de declaran Alta Sacerdotisa inmediatamente, por orden de la Diosa. Comúnmente son la reencarnación de Cleopatra o Napoleón.


La Trinidad
La Bruja mitológica que viene en tres personas, la virgen, la madre o seductora, y la vieja. La trinidad sagrada. Este grupo es muy poderoso pues integra las fuerzas femeninas de la persona, y cualquier de ellas puede tomar las riendas dependiendo de la situación, aunque la Vieja generalmente manda.

Las Brujas practican su arte de muchas formas. La Bruja Solitaria puede que nunca conozca a otra Bruja, mientras la de Coven Wicca no puede ver una vida sin rituales compartidos y las reuniones de un Coven convencional.
Pueden ser Cristianas, Wiccan, Budistas o muchas otras religiones.
Pueden ser de cualquier raza, vivir en cualquier lugar, trabajar de ejecutivas, amas de casa, profesoras, abogadas, estudiantes.
Pueden ser cualquier persona que te cruces por el camino.
Lo que tienen en común es que hacen hechizos, usan la Magia. Usan las energías de la naturaleza, espíritu, mente, para realizar metas que transforman sus vidas. Estudian la naturaleza del ser humano y estudian como crear cosméticos antiarrugas, si esto es lo que quieren hacer. Abren portales a otras realidades y canalizan la energía eternal del amor incondicional a la nuestra para sanar, ayudar, construir e inspirar.
Pueden interpretar las sombras del futuro usando oráculos o bolas de cristal, pueden sanar un corazón destrozado usando pociones de hierbas.
Si tienes suerte puedes encontrar alguna que te ayude a encontrar el sendero a tu propia Magia y Sabiduría .
Su trabajo solo está limitado por sus creencias, religión y la sociedad donde crecieron y viven.

IV
El Arquetipo


La mejor forma de saber si realmente tienes lo que se necesita para hacerte Bruja o Brujo es examinar el arquetipo de la Bruja de nuestra sociedad y ver si te identificas con su significado.
El arquetipo contiene los siguientes elementos:

· El sombrero puntiagudo, como la corona del rey denota una línea directa a la luz divina de la sabiduría.
· Una bola de cristal representa el universo, generalmente la tienen en la mano, palma arriba, tienen el poder del universo en la palma de la mano.
· Una varita mágica, puede ser una espada, un cuchillo, o el dedo índice. Se usa para enviar la energía Mágica a su meta.
· Un libro grande y antiguo de hechizos, también se conoce como el Libro de las Sombras, representa los años de aprendizaje y estudio que todas las Brujas tienen que pasar.
· Túnica o ropas negras, moradas o azul marinas, los colores religiosos, representan su autoridad sobre temas divinos.
· Estrellas, sabiduría y uso de los Astros y su influencia.
· Luna, sabiduría y uso de los ciclos de la luna, intuición y el lado inconsciente de la psique.
· Gato o pájaro Negro, el Familiar. El control sobre el poder de la naturaleza, el salvaje, el lado oscuro de la psique. También se cree que al ser negro el animal tiene el trabajo de absorber energías negativas enviadas a su dueña, lo que le hace un rol protector.


V
¿Qué puedes hacer ahora?


Si has llegado a este capitulo quiere decir que ya estás en camino al sendero de la Magia.
Ahora infórmate, aprende, practica, estudia y crece. Hay muchos caminos de la Magia y el tuyo está por descubrir o por hacer.
En este e-libro te he enseñado lo que es ser una Bruja, ahora todo depende de ti. Nadie te puede "descubrir" excepto tu misma, nadie te puede dar un diploma, un título o un certificado nombrándote Bruja con el cual puedas practicar la Magia, aunque algunos dicen que si.
El Sendero de la Magia siempre tiene una etapa oscura, cuando la persona cae al fondo del sufrimiento, esto puede suceder antes de conocer la Magia, puede ser la razón que te trajo a este camino o puede ser una etapa que todavía no has enfrentado. No te desesperes, el invierno siempre se convierte en primavera. El sufrimiento siempre termina, y si lo llevas bien saldrás más sabia que la mayoría de las personas.
No pienses que porque no encajas en la descripción de los archetipos no eres bruja, la bruja se forma no sale automáticamente. Muchos nacen con siertas habilidades pero las pierden en el camino por falta de practica y sabiduría. Otros al no entenderlo se pierden en la oscuridad.
Lo más importante es querer seguir este sendero, no el tener poderes especiales.
Yo lo seguí por un tiempo antes de comenzar mi práctica Budista, fue un bonito camino y muchas de mis amigas y amigos, familiares y conocidos siguen en este sendero. Miro sus pasos con alegría.

Estas sugerencias las hago basadas en mi propia experiencia:


· Camina tu camino, y practica tu canto.
· Ten cuidado y nunca hagas lo que sabes dentro de ti que está mal.
· Nunca seas persuadida en hacer algo que no quieras hacer. La Magia no tiene un libro de leyes y jerarquías, nadie te puede decir lo que tienes que hacer, solo tu.
· Escucha a tu intuición.
· Comienza un Libro de Sombras.
· Aprende sobre las estrellas, la tierra, la luna y el sol.
· Estudia más que un oráculo.
· Desarrolla tu videncia.
· Contacta con otras Brujas y Brujos. Pero no olvides que todos estamos aprendiendo, todos somos seres humanos no importa qué titulo nos demos a nosotros mismos, tenemos nuestros fallos.
· Camina por la naturaleza y contacta con la Madre Tierra.
· Habla con los animales y aprende de los niños.
· No te tomes demasiado en serio.
· No pienses que este es el único camino.
· Descubre tu habilidad de encontrar lo que necesitas saber, haz una pregunta y busca la respuesta.
· Aprende a vivir con amor, dinero y salud.
· Descubre tu Magia.


La Magia es poderosa, es energía, la puedes usar como quieras pero recuerda las consecuencias, ten cuidado en lo que desees pues puede convertirse en realidad. No subestimas el poder de la Magia, céntrate y protégete antes de comenzar cualquier trabajo. No te olvides de despedir a los elementos que has llamado en la Magia ritual.
Finalmentete sugiero que conozcas la Rede "mientras no hagas daño a nadie, haz tu voluntad", que la practiques mientras puedas y no te olvides de la Ley de Tres "Todo lo que envíes regresará tres veces en poder."

 

Sobre la autora:
I. Ahumada reside actualmente en Estados Unidos. Ha estudiado la magia por muchos años, aunque no se considera a si misma una bruja pues no ha entrado a ninguna tradición pagana. Es Chilena de nacimiento, creció en Inglaterra e Irlanda y ha vivido en Chile, Argentina, Inglaterra, Escocia, España e Irlanda. Sus profesores han sido muchos y variados. El libro completo de ¿Eres una Bruja?" está siendo editado en España.

 

Volver al comienzo.

La Tienda de Tía Pilar

© Inelia Ahumada 2001

www.inelia.com

Puedes copiar este eLibro para publicar con el mensaje de © y los detalles de la Autora.